Escuelas Infantiles contra la política de Ayuso. Exigimos mantener nuestros puestos de trabajo y salarios.

El pasado lunes 9 de marzo la Comunidad de Madrid (CAM), ante la crisis sanitaria provocada por el COVID-19 anunciaba el cierre durante 15 días de todos los centros educativos desde infantil a universidad. Esta decisión causó inquietud desde el primer momento tanto a las familias como a las trabajadoras y trabajadores del sector por su falta de concreción.

En el caso de la Educación Infantil se anunciaba el cierre y que no era necesario que acudiéramos a nuestros centros de trabajo. Horas después, la CAM cancelaba los contratos con las escuelas de gestión indirecta, dejando a miles de trabajadoras en una situación de absoluto desamparo.
De esta manera las grandes empresas gestoras podían justificar de manera inmediata ERTES y ERES, una herramienta que ya están aprovechando la mayoría de las empresas para cargar esta crisis sobre la espalda de la clase trabajadora. Nos encontramos ante una actitud completamente indecente por parte de la CAM, y exigimos que el dinero público que ya estaba asignado para el sector sirva para mantener empleos y salarios.

Obviamente, algunas pequeñas cooperativas plantean la imposibilidad de hacer frente al pago de las nóminas de sus trabajadoras, ya que carecen de recursos tras la rescisión de los contratos. Exigimos que esas pequeñas cooperativas sean integradas inmediatamente en la red pública, garantizando los salarios de las y los cooperativistas y trabajadores.
Esta decisión implicará además que cuando pase la crisis quede vía libre para que grandes empresas y fondos de inversión, que se lucran de un servicio público, se hagan con el control del sector. Algo que contribuirá a reestructurar y precarizar aún más las plantillas. Estas pequeñas cooperativas, e incluso pequeñas empresas, se enfrentarán estos meses al pago de alquileres y otros gastos, pudiendo salir de esta crisis en bancarrota, dejando en el aire la educación de cientos de cientos de niños y niñas.

Por eso mismo es necesario que apuntemos a los responsables de esta catástrofe, la CAM de Díaz Ayuso y los grandes empresarios a su servicio. La única solución contra esta catastrófica situación es que todos los Centros de Educación Infantil (0-3) se incorporen inmediatamente al sector público, manteniéndose el empleo y salarios de todas las plantillas. Ahora vemos claramente, qué supone la privatización, y cómo aquellos que se han lucrado durante años ahora abandonan el barco dejando la factura en manos de la Administración, es decir, de todas y todos los madrileños.

Por otro lado, hay que exigir al Gobierno central que tome inmediatamente medidas. Se tiene que investigar a qué responde la rescisión de los contratos, y qué uso va a darse a dichas partidas presupuestarias. Hemos conocido que la CAM ha planteado la medicalización de los hoteles, y suponemos que esta medida, criticada desde muchos colectivos sanitarios, será a cambio de pagar generosas cantidades a los hoteles. ¡Hay dinero para la patronal hotelera, pero no para las y los trabajadores de la Educación Infantil!

Es necesario que comencemos a organizarnos, aunque sea desde nuestras casas. Por eso mismo os animamos a que nos escribáis al correo que hemos habilitado de cara a comenzar a organizar una respuesta. Cuando esta crisis pase, la situación será desoladora, y tanto la CAM como los empresarios tratarán de aprovecharlo. Tenemos que comenzar desde ya a organizar una respuesta. ¡No podemos permitir que nos hagan pagar de nuevo esta crisis!

E-mail de contacto:
Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.


Denuncias de Clase

ENLACES

link IR

link SE

link LyC

materiales

Usamos cookies en nuestro sitio web. Algunas de ellas son esenciales para el funcionamiento del sitio, mientras que otras nos ayudan a mejorar el sitio web y también la experiencia del usuario (cookies de rastreo). Puedes decidir por ti mismo si quieres permitir el uso de las cookies. Ten en cuenta que si las rechazas, puede que no puedas usar todas las funcionalidades del sitio web.