Las trabajadoras y trabajadores estamos comprobando en nuestra propia piel el fracaso de las políticas de la derecha que desmantela los servicios públicos y que en estos días tanto estamos necesitando.

En plena nueva ola de la pandemia, con los barrios obreros colapsados por el hielo y la nieve, el Ayuntamiento decreta una prórroga de cierre de centros e instalaciones deportivas dentro de las medidas de cierre de distintos centros municipales, que en estos momentos son inaccesibles y prácticamente imposible de poner en marcha.

En el decreto se establecen unos servicios esenciales entre los que se incluye al personal de centros deportivos directores/as, encargados/as, operaios/as, y un auxiliar administrativo por turno. Suponemos que para poner en marcha y preparar la instalación para su próxima apertura, dado que el servicio está cerrado.

Desde COBAS consideramos un despropósito y una chapuza la falta de organización y previsión en centros deportivos.

1º Los centros deportivos municipales no son un servicio esencial.

2º El estado actual de los espacios al aire libre es que tienen acumuladas toneladas de hielo y nieve que hacen imposible cualquier tarea de limpieza y mantenimiento, sin el personal y maquinaria adecuada.

3º La escasa plantilla de operarios y la falta de medios mecánicos y de protección individual ante el frio y el hielo, hace imposible evacuar tal cantidad de agua, hielo y nieve.

4. - El obligar a estos trabajadores a desplazarse hasta el centro de trabajo y a realizar sus tareas es una absoluta irresponsabilidad que pone en riesgo a nuestras compañeras y compañeros.

Recordamos que el transporte público está más congestionando que nunca en pleno periodo de pandemia y que las calles, principalmente en los barrios obreros están impracticables. De hecho el número de trabajadores que han sufrido caídas es claramente significativo. Por si fuera poco los tiempos de traslado al trabajo se multiplican y se convierten en una verdadera odisea.

Todo esto se agrava como consecuencia de la privatización. Ya no tenemos barrenderos, el servicio de mantenimiento y limpieza prácticamente no existe, todo está privatizado. ¿Y ahora quién limpia las calles? En los barrios, voluntarios, es decir trabajadores y pequeños comerciantes. Es una vergüenza; ante cualquier situación de alarma el Ayuntamiento de Madrid se paraliza y es incapaz de levantar cabeza.

Solo recordaros el estado actual de los centros deportivos. Según los datos de los medios de comunicación (el Ayuntamiento no nos facilita datos) 16 cubiertas de centros deportivos se han venido abajo por la nieve, y hay otras 60 instalaciones con riesgo de desplome. ¿Y ante esa situación el alcalde de Madrid envía a 1 director/a, 1 encargado/a, 1 auxiliar administrativo y a los operarios/as (en la mayoría de las instalaciones entre 1 y 3)? ¡VERGONZOSO!

Exigimos la dimisión de los actuales responsables (que están demostrando su absoluta incapacidad y desconocimiento de la realidad en los centros) y el establecimiento de una serie de medidas:

- Reforzamiento del servicio público, con empleados municipales y bien equipados. Contratación de operarios para organizar cuadrillas de limpieza (en bolsa tenemos miles de compañeras/os sin trabajar) y personal de mantenimiento suficiente, para reforzar las instalaciones y poder ponerlas en marcha lo antes posible.

- Campaña para limpiar los barrios para que los trabajadores puedan llegar sin riesgo, y luego acometer un plan de reconstrucción y limpieza de todos los centros municipales.

- Remunicipalización de los servicios de limpieza viaria y mantenimiento, recogida de basura y oficios.



Denuncias de Clase

ENLACES

link IR

link SE

link LyC

materiales

Usamos cookies en nuestro sitio web. Algunas de ellas son esenciales para el funcionamiento del sitio, mientras que otras nos ayudan a mejorar el sitio web y también la experiencia del usuario (cookies de rastreo). Puedes decidir por ti mismo si quieres permitir el uso de las cookies. Ten en cuenta que si las rechazas, puede que no puedas usar todas las funcionalidades del sitio web.