Cuando cargó contra el salario mínimo, la expresidenta del Círculo de Empresarios, Mónica de Oriol, sentenció que “a gente diferente, trato diferente”. Aquella frase se enmarcó en un discurso contra los ninis, pero ahora se comprueba el auténtico calado de sus palabras. Según Cuatro, acaba de ser cesada del consejo de Administración de Indra llevándose 12 millones de euros.

Artículo completo en www.elplural.com

Nunca es suficiente

Ceses a precio de oro y que condicionan la tan cacareada ‘competividad’ que supuestamente buscan nuestros dirigentes. Como representante del sector más liberal del empresariado De Oriol también reclamó un abaratamiento del despido. Con su reforma laboral Rajoy permitió despedir a partir de 2012 con 20 días por año trabajado alegando una caída de ingresos y aunque para el cómputo del período anterior seguían vigentes los 45 días, esa cifra desapareció en los nuevos contratos.

No se aplica su medicina

Para Oriol no era suficiente y reclamó una nueva reforma laboral en la que se pagaran 18 días por año trabajado en caso de despido. En el consejo de Administración de Indra desde 2007, no parece que Oriol se haya aplicado su propia medicina en su cese. Además siempre le quedarán sus jugosos contratos con las Administraciones públicas gracias a las privatizaciones del PP.

Un sucesor ya sigue sus pasos

Recientemente el sucesor de Oriol al frente del Círculo de Empresarios demostró que ese cargo confiere facilidad para despreciar y meter la pata cuando habló de “los pobrecillos” parados que estaban en las calles deseando una nueva desregulación del mercado laboral.


banner altsasu

ENLACES

link IR

link SE

link LyC

materiales
Las cookies facilitan la prestación de nuestros servicios. Al utilizar nuestros servicios, usted acepta que utilizamos cookies.
Más información De acuerdo